top of page
Buscar

España abre las puertas a NanoFreeze, ya que tiene la misma visión en sostenibilidad medioambiental


NanoFreeze fue creada en el 2018 por estudiantes de la Universidad de Los Andes con el objetivo de cambiar una industria contaminante, la refrigeración, en una sostenible para el planeta. La empresa está conformada por diseñadores, científicos, ingenieros expertos en biodiseño, y profesionales que creen que el diseño y la innovación son fundamentales para crear una refrigeración más limpia y eficiente en términos de consumo de energía. La compañía busca repensar la refrigeración mediante la creación de una tecnología que combina el diseño con principios termodinámicos naturales.


Isabel Pulido, Diana Paola Camacho y Laura Camila Calderón, son las fundadoras de esta compañía que en 2020 aprovechó varias oportunidades como el crecimiento del mercado de cadena de frío. Este convirtió se una emergencia a nivel mundial debido al transporte de muestras de COVID y también de vacunas.



NanoFreeze conoció Rising UP in Spain ese mismo año y ahora forma parte de su cartera. Rising UP in Spain de ICEX-Invest in Spain es un programa está enfocado en la captación de emprendedores extranjeros que quieran establecerse y crecer en España. Las startups seleccionadas reciben facilidades para desarrollar su proyecto en España.

¿Qué importancia tiene para vosotros haber nacido en el seno de la universidad?

Es importante porque, como diseñadoras, pudimos aprender de biotecnología y nanotecnología, lo cual fue un universo nuevo para nosotras que despertó toda nuestra pasión y motivación. A día de hoy sabemos que queremos dedicarnos a transformar industrias con la ciencia y el diseño.

Asimismo, hoy la universidad está llevando a cabo los procesos de patente, lo cual es muy bueno para nosotros. En el momento en que NanoFreeze nació no contábamos con el capital para llevar a cabo la protección de nuestra invención.

¿Por qué deben apoyar el emprendimiento estas instituciones?

Por diferentes razones. La universidades deben apoyar estos emprendimiento porque son los propios estudiantes quienes tienen una idea disruptiva y ganadora y quienes no cuentan con todas las herramientas de credibilidad en el mercado. Tampoco suelen contar con visibilidad, acceso al mercado o financiación y, seguramente, una institución como una universidad sí pueda ayudar a conseguirlas.

¿Cómo fueron las investigaciones previas a vuestro nacimiento?

Inicialmente se llevó a cabo una investigación de campo donde se visitó un pueblo sin electricidad en Colombia. En esta investigación se encontró que el problema más grave de no tener acceso a electricidad era la preservación de alimentos. Todo se les dañaba en cuestión de horas. En base a esto surgió la iniciativa de crear una refrigeración sostenible. Fue entonces donde se inició la investigación en artículos científicos sobre microorganismos que tuvieran comportamientos particulares que pudieran ser aplicados a la industria de enfriamiento.

En dicha investigación se encontró una bacteria que podía congelar el agua gracias a unas proteínas que actúan como agentes nucleadores. En base a este descubrimiento se llevó a cabo una segunda investigación para entender dónde podíamos conseguir las proteínas aisladas de esta bacteria.

Después de obtener las proteínas aisladas se inició la fase de investigación experimental. En ella se realizaron experimentos de congelación a diferentes temperaturas y se contactó al departamento de ingeniería para crear una novedosa bio-nanotecnología que pudiera ser escalable en el mercado.

Gracias a estos procesos de bioingeniería se logró crear el novedoso bio-nanocompuesto que logra congelar a altas temperaturas.

¿Qué micro organismo descubristeis en las mismas?

Pseudomonas, bacterias capaces de congelar el agua.

¿Qué implicaciones tiene que se puedan transportar medicamentos a zonas apartadas?

Principalmente, que se podrían llevar elementos de primera necesidad, como vacunas o medicamentos, a poblaciones rurales que usualmente son poblaciones de escasos recursos. Esto implicaría la posibilidad de brindar salud y calidad de vida a poblaciones necesitadas. Asimismo, esto evitaría la pérdida de vidas de personas y niños que viven en estas zonas.

Específicamente para el caso de las vacunas, el inmunizar a la mayoría de la población permite disminuir la probabilidad de un desarrollo grave de la enfermedad o virus generado por el entre patógeno. Asimismo, generar una inmunidad de rebaño en la población mundial disminuiría la probabilidad de mutaciones que generen nuevas cepas del microorganismo en cuestión y por ende evitaría nuevas enfermedades o virus de alto contagio. Lo anterior implicaría el bienestar no solo de las poblaciones rurales, sino de la población mundial.

¿Qué tipo de zonas son esas? ¿Qué hay que tener en cuenta para llegar a ellas?

Zonas rurales principalmente en países del tercer mundo. Usualmente son zonas apartadas de temperatura cálida donde existe vegetación de tipo selvática o desértica, y suelos húmedos, rocosos o montañosos. Estas zonas son de difícil acceso ya que no hay infraestructura de vías para poder llegar. En muchos casos la única forma de llegar es en moto o caminando.

Esta situación es la que hace que los recorridos sean extensos y puedan tomar hasta más de cuatro días. Por consiguiente, para llevar elementos refrigerados a este tipo de zonas es necesario contar con un contenedor de transporte que ofrezca una cadena de frío estable que perdure durante largos periodos sin necesidad energía eléctrica para funcionar. Asimismo, teniendo en cuenta que en muchos casos es necesario caminar, el tipo de contenedor no puede ser muy pesado o voluminoso, ni tampoco incómodo para cargar, ya que esto puede afectar directamente al transportista.

Vuestra primera aplicación es un frigorífico especializado en almacenamiento y transporte de vacunas. ¿Qué acogida ha tenido?

Nuestra primera aplicación fue un contenedor para vacunas el cual contaba con un morral ergonómico para cargar dos contenedores al mismo tiempo. Estos contenedores lograban mantener el frío hasta durante 72 horas gracias a su geometría cilíndrica y su sistema de enfriamiento, que utilizaba nuestra bio-nanotecnología para refrigerar por largos periodos de tiempo sin energía.

Esta solución quedó desarrollada hasta prototipo funcional (TRL 5). Al realizar un estudio de mercado encontramos una nueva oportunidad en la que esta solución podía migrar a una solución que pudiera cubrir no solo vacunas, sino alimentos, medicamentos, biológicos e incluso flores. Esta oportunidad de mercado nos llevaría a salir al mercado a corto plazo y, a la vez, a cubrir una necesidad más amplia de las industrias que necesitan transporte refrigerado y generar un impacto mucho más amplio a nivel medioambiental.

¿En qué otras aplicaciones estáis trabajando?

Hoy NanoFreeze ha desarrollado Ice Packs que contienen su bio-nanotecnlogía. Estos Ice Packs congelan a temperaturas más altas, tienen una vida útil de seis meses y se pueden desechar como fertilizante para plantas. Además son de larga durabilidad; se mantienen hasta 84 horas.

El segundo producto que hemos desarrollado son contenedores plegables para transportar alimentos, medicamentos y biológicos. Estos contenedores reducen su altura en un 55%, lo que tiene un impacto directo en el costo de transporte, y logran un ahorro económico para los clientes de hasta un 40%. Los productos son de un material remplaza directamente el poliestireno expandido. Es 100% reciclable, tiene una vida útil de hasta cinco años y se maneja economía circular una vez cumplen su vida útil.

Asimismo, trabajamos en el desarrollo de otras soluciones como lo son paneles o empaques refrigerados para flores, alimentos y medicamentos. Estos son útiles para exportaciones o entrega a usuarios de los productos.

¿Quiénes son vuestros clientes? ¿Cuál es el modelo de negocio?

Los clientes de NanoFreeze son empresas que se encargan de transportar productos perecederos en diferentes industrias como farmacéutica, floricultura, alimentos, químicos, veterinaria, salud, entre otras. Estos clientes pueden ser operadores logísticos de transporte o las mismas empresas de las industrias mencionadas que se encargan su operación de transporte refrigerado.

El modelo de negocio de NanoFreeze consiste en la creación de soluciones disruptivas, innovadoras, y sostenibles para la cadena de frío y refrigeración. Así, nuestras las actividades claves son la producción de la bio-nanotecnología, el diseño de equipamiento de cadena de frío y el estudio de las necesidades de los clientes para crear nuevos productos.

Además, dentro de esas actividades claves está el empacado de los Ice Packs y la industrialización de los productos que se diseñan. Es por esto que nuestros aliados clave son las maquilas que se encargan de empacar los Ice Packs, de producir industrialmente los equipos de cadena de frío y también los operadores logísticos de transporte que llevan el producto desde la maquila hasta el país de venta.

¿Por qué queréis estableceros en España?

España es un país que tiene un alto volumen de exportación de productos perecederos que requieren de refrigeración y por eso tiene una importante participación a nivel mundial en este mercado. Asimismo, este es un país que podría abrir las puertas a un contiene que tiene una la misma visión de NanoFreeze, basada en sostenibilidad ambiental. Creemos que las grandes industrias le darían buena acogida a los productos que ofrecemos. Además España es uno de los países lideres en nanotecnología, lo que podría fortalecer la investigación y desarrollo de nuevas tecnologías para refrigerar al interior de nuestra empresa.

¿Qué os ha aportado Rising UP Spain de ICEX en esta incursión?

Las sesiones individuales de menoría han aterrizado la visión de NanoFreeze de entrar en este nuevo territorio; también nos han dado ciertas herramientas que pueden ser útiles en algún momento de comercialización de los productos en este territorio. El programa ofrece además la posibilidad de contar con instalaciones de trabajo, lo cual es muy útil para nosotras.

¿A qué otros países o regiones os gustaría llegar?

NanoFreeze está interesado en entrar a Estados Unidos, México y Brasil. Son mercados que cuentan con una alta participación en cadena de frío.

Con respecto al futuro, ¿qué planes tenéis? ¿Cuáles son vuestros objetivos de facturación, financiación, crecimiento…?

La empresa está buscado crecer en México inicialmente. Allí existen prospectos de clientes que lograrían aportar al crecimiento exponencial de la empresa con la venta de Ice Packs y contenedores.

Para el 2022 esperamos vender hasta casi USD$300.000. Para el 2023 esperamos sacar nuevos productos al mercado como son los empaques refrigerados y paneles, y también entrar a operar en Estados Unidos, por lo que para este año se proyecta vender hasta USD$1’500.000. A partir del 2024 la empresa espera comercializar estos mismos productos, pero llevando a cabo su plan de expansión, creciendo hacia diferentes territorios donde se logre validar la necesidad de mercado.

Para llevar a cabo este plan de expansión y de lanzamiento de nuevos productos, NanoFreeze está buscando USD1’000.000 que serán invertidos principalmente en montar las plantas de producción de refrigerante en los territorios mencionados, fortalecer el equipo de trabajo, área comercial (venta y post venta) de la empresa, y montar sus propias instalaciones de laboratorio.


REDACTADO POR: Indra Kishinchand López


ARTICULO ORIGINAL: https://elreferente.es/entrevistas/nanofreeze-cambia-industria-refrigeracion/

0 visualizaciones0 comentarios
bottom of page